nov 13 2009

Las tropas españolas en la batalla de Talavera (I) +

Publicado por a las 22:06 en Historia Militar

Hace unos días me preguntaba un amigo por email si alguna vez terminaría la revisión del orden de batalla español de Talavera. Le tuve que responder que aún no… y es una pena que al ser el cruce de correos en inglés no pude desplegar ironía para decirle que todos los días aparece alguna pista nueva.

Viene esto a cuento de lo siguiente. Hace unos pocos días recibí otro email, éste de José Luis Arcón. Yo ya conocía su trabajo en la editorial Simtac; además de eso, tuve la gran fortuna de conocerle en persona (y hablar y hablar…) los días 27 y 28 de julio, aquí mismo, en Talavera. Una de las cosas en las que invertí más tiempo hablando fue la del orden de batalla español que habíamos incluido en nuestro trabajo, insistiendo en que estaba apoyado por nuevas fuentes documentales que, para nosotros, eran de absoluta confianza aunque no coincidieran con trabajos previos. Hombre, es una de las partes más originales de nuestro trabajo, así que había que venderla a quien no sólo entiende (y mucho) de esas cosas sino que también apreciaría esta nueva revisión en lo que vale. Y, como en otras ocasiones y con otra gente, terminamos la conversación diciendo que aún quedaba tela que cortar.

Bien, el caso es que en su email me cuenta el hallazgo de dos cartas. La primera, firmada en Écija por el brigadier Juan Bernuy en fecha 28 de julio de 1822. La segunda, firmada en Toledo por el mariscal de campo Marqués de Zayas el 17 de septiembre de 1822. Ambas cartas son la respuesta a la indagatoria que por entonces se estaba realizando para escribir una historia completa y oficial (es decir, hecha por la Secretaría de Guerra) de la Guerra de la Independencia. En ambos casos a los dos militares les preguntan por las unidades que mandaban en Talavera para reconstruir el orden de batalla del Ejército de Extremadura en la misma.

En la carta de Bernuy, éste responde que mandaba la división de Reserva del Ejército de Extremadura, la única (según él) formada por caballería e infantería. En total su mando tenía unos 800 jinetes de las Guardias de Corps y de la Brigada de Carabineros Reales de la Guardia Real, y unos 3.000 infantes del 1er regimiento de la Real Marina, de la División de Granaderos Provinciales de Castilla, y de la División de Granaderos del Ejército. Estas unidades estaban al mando, respectivamente, y siempre según él, de los brigadieres Fonnegra (de la Real Armada), Juan Ortiz y Federico Moreti, estos dos de los Reales Exércitos. Apostilla Bernuy en su escrito que la caballería del ejército estaba dividida en tres cuerpos, a las órdenes respectivas de Henestrosa, del Duque de Alburquerque, y de él mismo.

Por su parte el Marqués de Zayas responde que su mando estaba formado por fuerzas del regimiento de infantería de línea de Cantabria (1.012 hombres), del de Jaén (481 hombres), del de Canarias (489 hombres), del de Villanueva de la Serena (453 hombres), y de la reunión del Tercio de Castilla, de la Milicia Provincial de Tuy y del de Tiradores de Cádiz (565 hombres), más seis piezas ligeras de varios calibres.

La carta de Bernuy ya nos era conocida a los miembros de la Unidad Didáctica “Talavera 1809”. Si no me falla la memoria, Miguel Ángel Blanco me dio una transcripción de la misma cuando aún estábamos escribiendo la U.D. Por aquel entonces aún no habíamos tenido acceso al archivo de José Luis Reneo, por lo que la carta, aun siendo discordante con lo que por entonces sabíamos, quedó incluida en el material a revisar. Luego, cuando pudimos estudiar la documentación del archivo, la cosa cambió, y la carta de Bernuy quedó descartada.

Sencillamente, porque si se le somete a contradicción con los documentos de este archivo, sale muy mal parada. En primer lugar, porque dichos documentos están fechados en los días inmediatamente anteriores y posteriores a la batalla, y la carta de Bernuy es trece años posterior, por lo que cabe sospechar de la memoria del brigadier cuando aparecen discrepancias con la fuente principal. Por ejemplo, y no es poca cosa: la división de Bernuy no era la única que tenía infantería y caballería; la de Zayas también era mixta. La caballería estaba entonces dividida en cuatro cuerpos, no tres.

No obstante, merece la pena al menos usar este documento (fuente primaria de puño y letra de uno de los generales con mando de fuerzas en Talavera) como información adicional en nota a pie de página, aunque sea contradictoria su información con otra que, a mí, de lejos me parece más fiable.

Respecto a la carta del Marqués de Zayas, simplemente no la conocía. Para mí es una información completamente nueva.

Si se revisa el orden de batalla de esta web (el mismo del libro), puede comprobarse que la relación de fuerzas escrita sobre el terreno, y la que cita el marqués trece años después coincide en el nombre de los regimientos y en el orden de magnitud de los soldados presentes en el campo de batalla. Además, aclara la naturaleza del regimiento tres-en-uno (en divertida expresión de José Luis Arcón) que aparece en esa división. Como se trata de información concordante, aunque no sea exactamente igual, creo que no hay problemas en admitir que la memoria del marqués es mejor que la del brigadier Bernuy.

Ya he corregido el orden de batalla con la adición, en las notas a pie de página, de esta información. El formato web tiene dos grandes ventajas respecto al libro. La primera, que en su formato es más accesible. La segunda, que no es preciso a lanzar una segunda edición para realizar enmiendas y correcciones. Y añado una tercera: que queda un histórico de modificaciones, si lo que se quiere es no ocultarlas, como pretendo hacer yo.

Es más, precisamente por estas facilidades del formato web es por lo que aún sigo dedicando parte de mi dinero y de mi tiempo (bien aún más escaso que los euros) a esta página, también para que quede memoria de cómo hemos ido avanzado en el conocimiento de este episodio tan importante en los anales de Talavera.

Claro que, a cambio de esta información, me aparecen líneas de trabajo adicionales. Por ejemplo: ¿cómo se integran unidades de varios regimientos en una sola unidad? ¿Cómo forman, cuál es su estructura de mando, cuál es su estructura orgánica…? Es en estas circunstancias cuando lamento ser un friki de la historia militar.

En fin, dejémoslo aquí.

Queda anotar, last but not least, mi agradecimiento a José Luis Arcón por la generosidad con la que ha compartido conmigo y con el resto del equipo de la U.D. esta información.

Actualizado 10 de noviembre de 2010: Los enlaces al orden de batalla español estaban rotos. Ya los he cambiado.

No hay comentarios

Trackback URI | Comentarios RSS

Escribe un comentario